domingo, 14 de junio de 2009

La fuga de Huelva

El mundo batasuni vive de mitos y estereotipos. Sus masas descerebradas se alimentan de ellos como caldo de cultivo de su odio hacia lo que consideran extranjero. Es algo normal en todos los movimientos xenófobos, donde la ignorancia y la manipulación de la masa es una parte esencial.
Uno de esos mitos la descripción de la fuerzas de seguridad como un colectivo de palurdos, a poder ser con acento extremeño-andaluz y de escasa de inteligencia. Es fácil burlarles. A lo largo de la historia batasuni, todos los atentados y algunos acontecimiento, como la fuga de Segovia o en 1985, cuando dos activistas huyeron de la cárcel de Martutene en sendos altavoces tras un concierto, alimentan esa falacia.
Por eso es tan importante la noticia del plan abortado ayer. Más allá de evitar una acción criminal, es un nuevo golpe contra los terroristas, contra su mundo de mitos. Las recientes declaraciones de policías autonómicos vascos en Antena 3 configuran un nuevo mapa donde los terroristas lo van a tener cada vez más difícil. Y eso es, sin dudarlo, una buena noticia.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails