lunes, 24 de marzo de 2008

Bienvenida, primavera


Me entero por la prensa de que ya llevamos unos días de primavera. La primavera y el otoño son las dos mejores estaciones del año. Aunque si uno se come el 50% de los pasteles que puede escoger no es una elección; más bien es el principio de una indigestión. Lo que me gusta de la primavera es su carácter fronterizo. Sentimos el renacer de la vida sin la plenitud del verano, de igual manera que en el otoño se nota la agonía sin llegar a la muerte invernal.
Pero, sobre todo, lo que más me gusta de las estaciones es que no existen. Es decir, me acabo de comer pasteles virtuales. Las estaciones son estados de ánimo y, así, hay gente con el carácter de invierno, de otoño o de primavera, y de verano. O el mismo carácter puede evolucionar como cambian las diferentes estaciones. ¿No hay días que nos levantamos de invierno y, ya en el vermú, sonreímos como en un día de verano? Pues eso, bienvenida, primavera.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails