miércoles, 30 de mayo de 2012

Tiempo de valientes

Jesús Iglesias.
Photo: http://www.larepublica.es/spip.php?article24153
Jesús Iglesias dijo: "Es tiempo de valientes". Era su argumento para convencer a la militancia de Izquierda Unida para que la coalición entrase en el nuevo gobierno de Asturias. Aunque sólo fue por unos pocos votos (obligado homenaje a Pío Baroja y su definición de la democracia como la dictadura del número) prevaleció el criterio de quienes como Roberto Sánchez, Rivi, defendieron estar fuera de un ejecutivo que deberá aplicar recortes. Para estar así, mejor no estar. "Han regresado a 1917" me aseguró un amigo socialista.
No sé si la decisión de Izquierda Unida les coloca ya en la marginalidad política. Desde luego, les quita bastantes puntos a esa pretendida superioridad moral cuando se dedican a pontificar de valores y de la izquierda. A partir de ahora, en Asturias, cuando las gentes de IU se pongan divinos de la muerte, los socialistas podrán recordarles que, en los momentos de la verdad huyeron. Y la sociedad asturiana podrá saber que la coalición es como esos amigos con los que sólo saldrías de copas, ya que nunca te responderán en los momentos difíciles.
La decisión, además, representa una baza estratégica para el Partido Popular. Convertido por sus errores propios en la tercera fuerza política de Asturias, el PP aún tiene una larga travesía del desierto para volver a optar a formar el gobierno. Ofrecerse ahora como el apoyo que necesitará el PSOE para sacar adelante el ajuste durísimo que se avecina sin renunciar a sus principios, ofreciendo un programa político ante la sociedad es una oportunidad para recuperar credibilidad, para demostrar que existe un proyecto político.
Está en manos de Mercedes Fernández aprovechar esa oportunidad o desperdiciarla.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails