jueves, 15 de mayo de 2008

Ronda Norte

Las infraestructuras no son neutrales. Es decir, diseñar una carretera, el trazado de un ferrocarril o un Plan General de Ordenación Urbana alcanza unas connotaciones que van más allá de cumplir unos trámites administrativos y asegurar que se hace la obra de forma segura, eficiente y eficaz. Andamos en la comarca metidos con la batalla de la Ronda Norte que lleva camino de convertirse en otro culebrón como el del soterramiento.
Nadie duda de que la carretera es imprescindible, pero, a partir de ahí, todo son líos. Uno no tiene ni idea de cual es el mejor trazado. Tan sólo espera que, en un tiempo razonable, (aunque los plazos son ya muy ajustados) se resuelva el dilema. Y, sobre todo, que nuestros políticos aprendan de todo lo que está pasando. Aprendan que en una ciudad polinuclear como es la comarca de Avilés (en adelante, Avilés) las decisiones de uno afectan a otros y, tan sólo por eso, conviene, y es necesario, mantener comunicaciones fluidas, informarse de los proyectos y objetivos para que, en el momento de la verdad, el espacio público no se convierta en una batalla por preservar mi rinconcito.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails