lunes, 19 de mayo de 2008

Los nuevos monárquicos

Debatía con unos colegas sobre monarquía y república. La distribución del foro era bastante desigual. Todos se proclamaban republicanos, menos yo, que era posibilista. Es decir, me resulta indiferente tanto la monarquía como la república, pero es cierto que España vive, bajo la monarquía constitucional, un desarrollo y estabilidad que nunca ha tenido. Luego, si nos va bien así, ¿para qué cambiarlo?
Mis colegas republicanos bramaban contra ese argumento y, desde su atalaya de la izquierda, lanzaron un argumento poco menos que irrebatible. En la república, todos los ciudadanos son ciudadanos, es decir iguales ante la ley. Y en la monarquía, aunque la Constitución, consagre esa igualdad siempre se será súbdito de un rey. Es decir, existe un germen para la desigualdad, los privilegios.
Y ahora uno comprende el renacimiento de los monárquicos en Avilés y no se extraña de quien logre entradas para el Palacio Valdés sin guardar cola o viajes sin que el resto de la población pueda aspirar, aunque sea por un concurso sms, a ellos.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails